Organización de menús para desorganizadas

15 enero, 2019
mujer cogiendo plato verdura
veggie board

Imagen: Lydia Cazorla

¿Organización de menús? ¿Batch cooking?

Suena bien, pero ¿No consigues más que descargar un planner muy mono de pinterest y como mucho respetas los tres primeros días de tu programación? ¿No te gusta la idea de planear el domingo lo que vas a comer el miércoles?

Dime que también te pasa, no me dejes sola.

Bueno pues yo que como ya tengo unos cuantos años, estoy en esa fase en la que además de que me conozco muy bien, acepto con mucha alegría mis defectos peculiaridades, he encontrado el método que me permite optimizar mi tiempo y sentirme organizada aún siendo una persona bastante dada a la improvisación y poco dada a las imposiciones.

Te cuento como.

Lo primero que hago es abrir mi bullet journal, si, he empezado uno, muy libre y a mi aire y no sé si pasaré de febrero, pero tendrías que ver lo que disfruto haciendo doodles y listas.

Tranquilamente y con un té en la mano, reviso mis blogs de cocina favoritos y anoto en la lista de “platos”, pues eso, recetas que quiero probar.

Anoto el nombre de la receta y el blog.

Luego reviso los menús del cole para tener una idea de que días comen qué.

Con eso ya tengo una idea general de qué voy a preparar y de que necesito.

Mi lista de la compra es siempre muy parecida, solo necesito revisar qué cosas hay que reponer.

shopping list

De vuelta del mercado empieza la fiesta del batch cooking.

Lavo y troceo la verdura. Lo que no cocino en ese momento va en tupper al frigo. Luego solo es sacar y hacer al vapor, saltear o lo que sea.

Pongo el horno en marcha y preparo varias cosas a la vez: Verduras variadas, calabaza, moniato. Berenjenas a laminas que me pueden servir para una lasagna o para el relleno de un sandwich o una crep.  A veces también cocino pollo o conejo.

En la thermomix preparo cebolla sofrita, luego salsa de tomate y alguna crema de verduras. Normalmente como preparo mucha cantidad de crema, la hiervo en una olla grande y la trituro en la thermo.

En los fogones cocino: quinoa, trigo sarraceno, arroz, un par de potajes de legumbres, salteo setas y alguna verdura como ajos tiernos, pimientos, preparo algún guiso de pollo.

También sofrío carne picada.

Estoy encantada de haber puesto una inducción grande, de esas de fuegos flexibles, porque me facilita poder poner muchos cazos a la vez.

Si me sobra carne picada (normalmente de pavo) hago Gyozas para congelar o unas hamburguesas o preparo el relleno de unos canelones, unos express, no unos de Navidad, no te vayas a pensar.

También preparo alguna salsa, un pesto, una mayonesa de aguacate, una vinagreta, un romesco… Las salsas tipo bechamel prefiero hacerlas al momento.

No suelo congelar las verduras asadas, ni los cereales tampoco. En general, solo congelo los guisos de carne, cremas de verduras si hago mucha cantidad…

Para resumir la norma sería que congelo lo que no voy a consumir en unos 4 o 5 días.

Me funciona muy bien usar tuppers y tarros de cristal y llenarlos mucho, si los guardas en el estante adecuado de la nevera, se conserva todo estupendamente.

Con todo esto, tengo reservas para comer sin apenas cocinar toda una semana y algo más de extra en el congelador.

No tengo un menú marcado, pero solo tengo que abrir la nevera la noche antes, decido que voy a preparar al día siguiente por si hay que sacar algo del congelador y me voy a dormir sabiendo que la comida y la cena del día siguiente están prácticamente listos.

Después de estar tres o cuatro horas cocinando, recogiendo y limpiando cacharros, estoy deseando tirarme en el sofá y enchufarme a Netflix y me pregunto si realmente sería tan malo vivir de comida basura, de esa que solo tienes que parar a comprarla y viene con plato desechable y todo.

Luego, como estoy en Netflix, me basta con ver un trailer de alguno de sus documentales y se me pasan los malos pensamientos.

Si tengo que preparar masas para pizza o quiché o repostería, no suelo hacerlo el mismo día. Me gusta dedicarle tiempo y mimos y jugar con la harina, así que reservo un momento “especial” para ello.

¿Que me dices? Te parece más sencillo así o ¿eres más de programar tus menús al 100%?

Estaré muy feliz de charlar contigo en los comentarios, o si te parece mejor en Instagram.

¿Vienes?

 

 

También te gustará

Sin comentarios

Deja una respuesta

He leído y acepto el Aviso Legal y la Política de Privacidad

Usamos cookies propias no intrusivas y de terceros para darte acceso a todas las funcionalidades: más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar